Conoce las causas de las manchas en la piel

Conoce las causas de las manchas en la piel

La piel es un órgano que en ocasiones refleja alguna anomalía en el funcionamiento del cuerpo, mediante la aparición de manchas, cuyas causas deben ser exploradas clínicamente para establecer un diagnóstico y en consecuencia el tratamiento adecuado.

Las manchas en la piel pueden aparecer por diversas razones, pero, de acuerdo con la dermatología clínica, las dos causas principales son la edad y el exceso de exposición al sol, aunque también son determinantes algunos cambios hormonales, especialmente en las mujeres en período de gestación.

También son comunes las reacciones de la piel ante los traumas que haya sufrido, como quemaduras, rozaduras, arañazos, así como el consumo de algunos medicamentos, los cuales se denominan fotosensibilizantes, ya que producen reacción en la piel al ser expuesta al sol mientras se consumen.

Tipos de manchas de la piel

Existen varios tipos de manchas que pueden aparecer en la piel, las cuales pueden ser un alerta sobre la presencia de una enfermedad, y, dependiendo de sus causas, tienen un diagnóstico y un tratamiento específico.

Entre los tipos de manchas están:

  • Las manchas en la cara producidas por el acné (en cualquier etapa de la vida, incluso después de la adolescencia).
  • Las acantosis nigricans, que son producidas por la diabetes, el síndrome metabólico y la obesidad.
  • La denominada pitiriasis versicolor, también conocida como hongo de playa, que aparece luego de haber estado en el mar, como una reacción de la piel a la exposición a ese ambiente.
  • Las rojas que aparecen producto de alergias o picaduras, que tienen un período corto de duración y pueden ser tratadas con cremas antialérgicas.
  • Las oscuras que salen en la cara, también denominadas melasma, conocidas como “paño”, que en mujeres aparecen por los cambios hormonales, son más notorias durante el embarazo y después de haber dado a luz, y en el caso de los hombres, por la falta de protección solar.
  • Las producidas por quemaduras.
  • Vitiligo.
  • Las producidas por el sol y que se profundizan con la edad, también denominadas manchas seniles.
  • Las manchas de nacimiento.

Principales causas de las manchas en la piel

Para profundizar un poco más en este tema, vamos a referirnos al color de una piel normal y sana, el cual se debe a una combinación de carotenos, hemoglobina y melanina o pigmentos de la piel.

Las manchas en la piel, también conocidas como discromías, o alteración en la pigmentación, pueden aparecer por defecto, ausencia o exceso de los pigmentos o melanina; cuando se manifiestan esas discromías o manchas causadas por la hiperpigmentación, podemos estar en presencia de un exceso de melanina, que puede encontrarse tanto en la dermis como en la epidermis.

De alguna manera, al hablar de los tipos de manchas de piel se hace mención a la causa de la aparición de las mismas; sin embargo, es mejor precisar que existen otras razones por las cuales padecemos de manchas en la piel, insistiendo en que en la mayoría de los casos se debe a una sobrexposición al sol, sin la debida protección solar.

Por otra parte, podemos hablar de las manchas oscuras y claras que son evidentes, las cuales tienen su origen en la hiperpigmentación, para el caso de las oscuras, y en la despigmentación, en el caso de las manchas claras, pues se aumenta o desvanece el tono de la piel de manera obvia.

Por lo general, las más comunes son las manchas oscuras, bien sea en forma de pecas, lunares o cloasmas (en las mejillas y pómulos), que aparecen durante el embarazo, y las manchas de la edad.

Cuando estas manchas en la piel se hacen visibles las causas pueden ser internas o externas. Entre las causas internas más comunes –sin considerar enfermedades como las mencionadas (diabetes, síndrome metabólico, etc.) – están:

  • Falta de vitamina E, A y B
  • Exceso de exposición de los rayos ultravioleta, que dañan y alteran la pigmentación de la piel.
  • El uso de perfumes, cosméticos, cremas y otros productos que contienen alcohol u otras sustancias que reaccionan con el sol.
  • El uso de pastillas anticonceptivas que una vez en el cuerpo pueden alterar la pigmentación.
  • Tratamientos médicos como antibióticos, antihistamínicos, diuréticos, antifúngicos, antidepresivos, antiulcerosos, y una lista larga de fármacos.
  • En el caso de las mujeres embarazadas, el exceso de hormonas ocasiona sobreproducción de melanina, y causa la aparición del color marrón intenso e irregular.

Tratamientos

  • Las manchas oscuras en la cara tienden a aclararse con el uso diario de cremas con factor de protección solar superior a 30. Vale decir que en estos productos el FPS, o SPF en inglés, indicados en números como 15, 30 o 50, se refiere a la protección que ofrecen contra los rayos UVB.
  • Usar cremas que contengan hidroquinona, siempre bajo la prescripción, previa evaluación de un dermatólogo.
  • Así mismo, es recomendable evitar permanecer en espacios calurosos durante tiempos prolongados.
  • Para las manchas rojas de la piel se recomienda el uso de cremas con corticosteroides, el tiempo y la frecuencia del uso debe ser determinado por el especialista.
  • En el caso de la pitiriasis versicolor, causada por el hongo que habita naturalmente en la piel, y cuya alteración origina una micosis conocida como hongo de playa, el tratamiento es a base de crema antifúngica, siguiendo las indicaciones del dermatólogo.
  • Para las manchas de la piel producidas por quemaduras, la recomendación es mantener limpia la zona afectada y untar crema a base de hidroquinona; no usar perfumes ni cremas cosméticas y usar protector solar con alto factor de protección.
  • Las personas que padecen engrosamiento y manchas en la piel denominadas acantosis nigricans, deben usar cremas blanqueadoras y acudir tanto al dermatólogo como al endocrinólogo, quienes harán el diagnóstico y los tratamientos adecuados.
  • Esta misma recomendación deben seguirla quienes presenten manchas en la piel causadas por el vitíligo.
  • Para las manchas de nacimiento, que pueden ser más oscuras que el resto de la piel, o rojizas, es el dermatólogo quien debe evaluar el caso y establecer el tratamiento, pues este dependerá de la zona donde se encuentre y de la profundidad que presente la mancha.

Por lo general, las manchas de la piel que se presentan profundas se tratan con peeling de ácidos que eliminan las primeras capas de la dermis, así como con el láser para atenuarlas progresivamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: